Principales dioses de los Toltecas, mitología y más

Por medio de este artículo podrás conocer todo lo relacionado con los Dioses de Los Toltecas que fue una gran cultura mesoamericana, ahora veamos cuales eran estas deidades su características, religión, rituales y mucho más. No dejes de leerlo.

DIOSES DE LOS TOLTECAS

¿Cuáles son los Dioses Toltecas?

En el comienzo de lo que es el mundo tolteca, se produjo una gran explosión cósmica en el espacio, después de lo cual el Sol fertilizó la Tierra y es lo que da el inicio a la creación de las deidades Toltecas.

Quetzalcóatl

Quetzalcóatl, conocido como el dios de la vida, es uno de las 3 grandes deidades toltecas más importantes, para algunos un mito, para otros una leyenda, pero en ambos casos están de acuerdo en que marca el origen mismo de la vida.

Quetzalcóatl, dios de la vida

Según las leyendas tolteca es la máxima representación de lo que es la cultura politeísta, desarrollada en Mesoamérica por el imperio tolteca. Esta civilización consideraba a Quetzalcóatl el dios de la vida, concebido por la dualidad de la vida, el control sobre el comienzo y el fin de ella.

Quetzalcóatl, significados.

Es una palabra que tiene dos significados: Quetzal – ave de plumas nobles,  Coatl – serpiente o Coatl – gemelos, por lo tanto se le conoce como la serpiente emplumada – hermano gemelo y antagonista de Tezcatlipoca,

Supremacía

Su preponderancia está dada por ser un dador de vida, desde el origen de la creación, es considerado el dios principal según la leyenda de los dioses toltecas, por haber creado el quinto sol donde vive la humanidad hoy.

Logró convertirse en un hombre para compartir con el propio conocimiento de la humanidad sobre los dioses y el arte de los dioses.

DIOSES DE LOS TOLTECAS

Dios y hombre

Después de la creación del mundo, los dioses y los hombres vivieron en perfecta armonía, pero Quetzalcóatl no aprobó los sacrificios dados a los dioses. Decidió adoptar la forma humana, vivió entre la gente y le dio conocimiento y arte practicado por los dioses, la gente lo amaba, él era su guía.

El fin de un hombre, continuación de un dios

La envidia de algunos hechiceros, lo hicieron caer en el engaño, tomado de una conspiración que lo hizo perder el control. Vio que había engañado a su pueblo y prefirió dejarlos y dejó la sabiduría en ellos. De esta manera, su gente obtuvo toda su inteligencia al abandonar el mundo terrenal y convertirse en otra cosa.

Tezcatlipoca

Tezcatlipoca, otro de los los grandes y poderosos deidades toltecas, es el hermano gemelo y enemigo de Quetzalcóatl (Tezcatlipoca blanco), el que tiene el poder sobre la muerte. Al igual que su hermano, colaboro en la creación de la humanidad.

Tezcatlipoca, señor del cielo y la tierra

Tezcatlipoca, renombrado como el señor del cielo y de la tierra, con una condición de poderoso y omnipresente, rey de las batallas, robusto e imperceptible, es mirado como el lado oscuro del poder de los dioses.

Significado de su nombre

Tezcatlipoca – tezcatl, negro; poctli, humo (cristal humeante o cristal negro)

Simbología y atributos

Al igual que los dioses de otros tiempos, está simbolizado por una serpiente con piel de plumas, con una banda negra en la cara y un espejo que brilla con humo negro. Tenía la capacidad de conocer los pensamientos y deseos del hombre, dejó escapar su parte oscura y fría.DIOSES DE LOS TOLTECAS

Poder oscuro

  • Este dios es visto como todo poderoso, su condición omnipotente lo hace sentir como el señor del cielo y la tierra.
  • Su espejo le permitió conocer las acciones del hombre.
  • Él juzgó a la humanidad por sus acciones y causó la muerte.
  • Era un tramposo y cambió de forma cuando estaba cómodo
  • La noche y la tentación
  • Su poder oscuro lo hace similar al cristiano a sentirse como el diablo o Belcebú.

Finalmente, los atributos de este dios revelan lo que implica la mitología, cuando se refiere a: Siempre estuvo en una batalla constante con su hermano Quetzalcóatl, envidia, brujería, como experto en magia negra y como dios de la tentación.Logró alcanzar a su hermano y, al amparo de un mago, se acercó al Tezcatlipoca blanco y le ofreció la eterna juventud, entre otras tentaciones, lo que le hizo ceder a sus oscuros deseos. Señor del cielo y la tierra, facultad y poder de un dios tolteca llamado Tezcatlipoca.

Tláloc

Entre los poderosos dioses toltecas, Tlaloc es identificado como el dios del rayo o el dios de la lluvia, este era un dios valioso en la religión azteca; Fue considerado el dios supremo de la lluvia y fue adorado como un dador de vida y de por vida, aunque temía su capacidad de enviar granizo, truenos y rayos.

Tláloc, dios del rayo

Era conocido como un dios del rayo y era considerado al mismo tiempo el señor del poderoso elemento agua, que se reflejaba en la fertilidad y la abundancia de cultivos, ya que la región se caracterizaba por ser un pueblo agrícola.

Todas las personas de ese momento histórico rezaron a Dios Tláloc por su intervención para que fortaleciera las nubes y pudieran arrojar mucha agua del cielo para obtener mejores cosechas para la vida de las personas.

Una familia

Tláloc hijo de Ometecuhtli y Omecihuatl, esposo de la diosa del agua y el amor (Chalchíahtlicue) y padre de tlococas (nubes); La leyenda dice que sus hijos marcan los cuatro rincones del universo y tienen cuatro recipientes que contienen: cuatro elementos agua fresca , sucia, piedras de hielo y la sequedad.

DIOSES DE LOS TOLTECAS

Es a partir de ahí que las civilizaciones se sacrificaron y oraron para que este dios enviara a uno de sus hijos a llover sobre sus tierras para obtener fertilidad en sus cultivos.

Un poder

Su poder también está asociado con el agua que fluye de cuevas, arroyos y montañas, las historias indican que vivió en una montaña que aún conserva su nombre, vinieron a ella para sacrificarse y recibir sus beneficios.

Un legado a la humanidad

El legado de las generaciones es que, incluso después de tantos siglos, esta civilización invoca a Dios Tlaloc para ayudarlos: mucha lluvia para la cosecha, eliminar la sequía, deshacer las nubes de granizo y controlar las tormentas.

Centéotl

Desde un principio, según la mitología azteca, Centéotl era conocido por ser el dios del maíz, el defensor de la embriaguez y la bebida en todos los rituales de esta cultura, de la misma manera que era uno de los dioses toltecas considerados un dios doble, esto es porque que tenía dos géneros, el masculino y el femenino.

Centéotl, dios del maíz

Como consecuencia de esta ambigüedad por su sexo, su nombre masculino era Centéotl y Centeotltltecuhtli (tecuhtli, «señor») y su nombre femenino era Chicomecóatl y Centeotlcíhuatl (chuatl, «mujer»).

Además, la historia cuenta que este es el hijo de Piltzintecuhtli y Tlazoltéotl, después de su nacimiento se amparo bajo tierra y, por lo tanto, se convirtió en medios de vida diferentes, uno de los cuales era el maíz con el que está más asociado.

Fabulas

Entre las historias  conocidas se dice que Centéotl se esconde bajo tierra y es por eso que diferentes partes de su cuerpo provienen de él, dejándolo con las siguientes características físicas:

  • Cabello de algodón.
  • Naríz en chia.
  • Dedos de camotes.
  • Uñas en un maíz alargado.
  • Ojos en diferentes semillas.

Del mismo modo, otros cultivos provenían de su cuerpo, gracias a esta riqueza que el mundo le dio, fue amado por la gente y desde ese momento se le llamó Tlazohpilli, que se refiere al dios amado.

Cultos

Este dios tolteca se celebró en el mes de Huey Tozoztli, donde la gente común recogió mazorcas de maíz de sus cultivos, luego las secó y las usó como granos para cultivarlas. Luego llevaron estos frascos a sus casas para brindar como un ritual a Centéotl.

Para concluir, en otro ritual, agruparon las mazorcas de maíz en grupos de siete y las llevaron al Templo de Chicomecóatl, representando a este dios que se convirtió en el corazón del maíz almacenado y sería el grano de maíz que se plantaría en el futuro.

Itzlacoliuhque

En la mitología tolteca, Itzlacoliuhque es conocido como el Señor de los sacrificios y los desastres, también está consagrado como el dios de la obsidiana, el hielo, el castigo y la miseria humana, el significado de su nombre es «Espada curva de obsidiana» Aunque algunos expertos indican que esta traducción es incorrecta. y que se traduce como: todo lo que fue deformado por el frío.

El nacimiento de Itzlacoliuhque

La tradición mexicana nos dice que todo comenzó con el dios del amanecer Tlahuizcalpantecuhtli y el planeta Venus, este era un dios feliz y sonriente, hubo un día en que el dios del sol Tonatiuh exigió obediencia y sacrificio de otros dioses antes de mudarse. Esto molestó a Tlahuizcalpantecuhtli y, por lo tanto, disparó una flecha hacia el sol, que no alcanzó la estrella.

DIOSES DE LOS TOLTECAS

Tonatiuh devuelve la flecha a Tlahuizcalpantecuhtli y penetra su cabeza, convirtiéndose así en el dios de la obsidiana y el frío, a partir de entonces se le llama Itzlacoliuhque. En otras versiones, se dice que la flecha convirtió Tlahuizcalpantecuhtli en piedra.

Iconografía de Itzlacoliuhque: Esta deidad que es integrante de los dioses toltecas es mirado como un símbolo de castigo y justicia, esta mostrado con los símbolos como son un garrote y una piedra.

La piedra: se usa para castigar a los adúlteros al lapidarlos hasta la muerte. El garrote: se utiliza para condenar a los ebrios que son golpeados hasta la muerte con ese objeto.

También está identificado en la forma una venda que simboliza la idea de justicia de que todos los seres (efímero y perpetuo) no podrán escapar del castigo.

Relaciones con otros dioses

En la mitología de México, la Santísima Trinidad consta de tres aspectos:

  • Nacimiento.
  • Vida.
  • Muerte.

Itzlacoliuhque representa la muerte, el dios Tezcatlipoca es el que representa el nacimiento y la contraparte femenina de Itzlacoliuhque es Itzpapaloti.

En otras mitologías como la azteca, se relaciona con Cintéotl, el dios del maíz, debido a su conexión con el planeta Venus.DIOSES TOLTECAS

Xochiquétzal

Esta diosa dentro de la leyenda tolteca es la deidad , de la que representa el amor, belleza, sexo, flores, así como también la juventud y procreación.

Es por ello que sus poderes se le atribuyen con respecto a la fertilidad de la naturaleza. Esta diosa dentro de la leyenda tolteca es la deidad , de la que representa el amor, belleza, sexo, flores, así como también la juventud y procreación.

Xochiquétzal y sus relaciones

Desde el principio, se cree que ella era esposa de Piltzintecuthli, el hijo de la primera pareja de individuos, Cipactónal y Oxomoco, de la relación con Piltzintecuhtli Cintéotl, a la que se le atribuye el maíz a Dios.

En otras versiones, se las arregla para generar Nanahuatzin, que se convertiría en el 5º sol, y Xochipilli también es considerado como el dios del amor y el galanteo.

Ella es uno de los dioses toltecas por su características que ha tenido varias vinculaciones afectuosas, dada su gran belleza dicho en los escritos.

La morada de la diosa de la belleza

Su primera residencia fue en Temoanchan, popularmente conocida como la Colina de la Serpiente, un paraíso ubicado en el primer cielo. Este lugar estaba rodeado de paisajes espectaculares, ríos, fuentes, flores y pasatiempos agradables.

Aquí yace un árbol muy florido que, según la persona tocada por una de sus flores, se convertiría en un amante fiel y feliz, Xochiquétzal fue atendido por otras diosas que también tenían la obligación de protegerla junto con enanos, cormoranes, payasos y bufones. , que ningún hombre podría verla.

DIOSES TOLTECAS

Su residencia actual se encuentra en el noveno cielo donde se encuentra la región del viento de obsidiana itzeechecayan.

Representación de Xochiquétzal

Suele conocerse como una figura femenina, joven y muy bella cuya representación bordea el aspecto carnal del hombre.

Simboliza la tentación que hace que los hombres caigan ante la belleza femenina, también representa encuentros juveniles y espontáneos, musa y protección de artistas, tejedores, soldadores, prostitutas y abogados para mujeres embarazadas, por su parte, los manuscritos nahuas hablan de una antigua diosa madre, en otra versión menciona que esta diosa madre es Xochiquétzal en su versión joven.

Mixcóatl

La multiplicidad cultural en el mundo puede reflejarse en la historia de cada pueblo, y la mitología mexicana es una de las culturas más completas en términos de información, pero no es tan popular, por lo que te invitamos a conocer a Mixcóatl, uno de los dioses toltecas en este civilización.

Mixcóatl y sus orígenes

Según la cosmología náhuatl, el origen de Mixcóatl comienza desde la creación del universo. El pueblo tolteca cree que al principio solo había un cielo llamado Decimotercero, en el que estaban Ometecuhtli y Omecíhuatl, dioses que consiguieron cuatro hijos. Los nombres de estos cuatro niños son:

  • Tlatlauhqui-tezcatlipoca (“Tezcatlipoca Rojo”) admirado por los Tlaxcaltecas y Huejocincas, con el nombre de Camaxtli.
  • Yayauhqui-tezcatlipoca (“Tezcatlipoca Negro”)
  • Iztauhqui-tezcatlipoca o Quetzalcóatl (“Tezcatlipoca Blanco”) principal dios del panteón prehispánico.
  • Omitéotl-Inaquizcóatl, Xoxoauhqui-tezcatlipoca (“Tezcatlipoca Azul”), asimilado por los mexicanos como Huitzilopochtli.

Estos cuatro dioses se reunieron después de 600 años de inactividad, ya que consideraron necesario introducir leyes sobre el universo.

DIOSES TOLTECAS

Después de que cada uno tenía una obligación, el señor adquiere al dios de la caza desnudo y honrado, Camaxtli o Camaxtle, llamado Mixcóatl, que significa «nube de serpiente», más tarde identificado como Mixcóatl-Camaxtli.

Representación del dios de las tempestades

Cuando se trata de la mitología mexicana, Mixcóatl se considera tormentas, caza y guerra. La gente en esta cultura también creía que la vía láctea era la visualización de esta tormenta de dioses.

Por otro lado, es conocido como el padre de Quetzalcóatl, un legendario personaje tolteca conocido como el dios principal de la cultura mesoamericana.

Forma de honrar a los dioses

En este tipo de cultura, a menudo era el sacrificio como una forma de valorar a los dioses, en este caso el ritual con el que se adoraba al dios de la tormenta Mixcóatl para sacrificar serpientes, pájaros y conejos.

Xipe Tótec

El es un Dios desollado que es parte del panteón de los dioses toltecas, por lo que es más que atractivo preguntar un poco sobre su importancia para las personas donde las personas literalmente se esforzaron por complacer y honrar a sus deidades incluso con su propia sangre.

En cuanto al dios tolteca Xipe Tótec, todo lo relacionado con las liturgias y ceremonias en su honor provocó cierta crueldad, por lo tanto, aunque su simbolismo apunta a establecerlo como el dios de los peones del oro, hay muchos más medios para hacerlo ver  como un ser supremo casi tan terrible.

Xipe Totec, el sanguinario dios tolteca

Ciertamente es un dios con sed de sangre característico y es por eso que se le conoce como el «dios desollado» porque, según la fe, exigió sacrificios humanos donde el sacerdote que ordenó el rito debe usar la piel de la víctima para que su llamado surta efecto se lograría abundancia y prosperidad.

Como esta divinidad garantizó las mejores garantías para el trabajo de los orfebres, a veces acudieron en su ayuda para tener éxito en la agricultura y algunas enfermedades, pero se debe tener cuidado al castigar a quienes robaron joyas y plata.

El origen de Xipe Tótec

Uno de los muchos mitos toltecas, dice que este dios se sacrificó para vivir, rastrillar y arrancarle los ojos para asegurarse de que el maíz que brotaba y, por lo tanto, los humanos pudieran contar con una buena nutrición. Su mensaje habla más que nada sobre la liberación material y la libertad espiritual, el drama que tiene lugar manifiesta la dualidad eterna entre crear y destruir.

Los Dioses de los Toltecas

Los dioses toltecas lograron ofrecernos una gran selección de la contribución cultural que Mesoamérica percibió antes de la llegada de la civilización y mitología azteca, fue así que cada una de sus prácticas alcanzó el efecto necesario para inspirar a muchos otros grupos sociales importantes.

En el sistema de creencias de Los Toltecas, casi siempre gobernado por chamanes, se puede ver cómo este pueblo precolombino defiende una esencia totalmente creyentes de varios dioses, aunque algunas deidades se manejan como las más importantes, el espacio para el culto es creado por una variedad de entidades que actúan como guía y fuente de protección.

Debido al hecho de que estos individuos era casi unos adoradores de cada uno de los elementos naturales, sus dioses se centraron especialmente en representar el agua, la tierra, el viento, el fuego y todo lo que tenía alguna relación con ella.

Obviamente, en el panteón de los dioses toltecas, un poco más de 400 deidades bien distinguidas, pero es importante recalcar muchas de estas compartidas con otras leyendas, por lo que solo hablaremos un poco sobre los más famosos y trascendentales.

Sobre los dioses toltecas

La inauguración de una sociedad nómada que estuvo constantemente en peregrinación hasta la fundación de la ciudad de Tula sirvió para establecer una organización social donde los jerarcas, sacerdotes, trabajadores y artesanos pensaban en sus dioses con una doble misión: crear y destruir.

Dado que los sacrificios humanos eran parte de los ritos ya preparados para honrar a las divinidades toltecas, este punto genera cierta controversia, pero es importante aclarar que para ellos, esta era una forma válida de estar en unión con sus divinidades y complacerlas.

Por ejemplo, se sabe acerca de los juegos de pelota que se organizan únicamente para determinar a los perdedores que deberían ser sacrificados en el nombre general y esto se vio normalmente.

Por otro lado, los datos muestran que los toltecas adoptaron dioses simplemente porque los escucharon mencionar, es decir, sin prestar demasiada atención a su origen o verdad lo que podían o no podían hacer, esto nos habla de personas que están ansiosas para descubrir guías superiores que realmente podrían ayudarlo con sus diversas necesidades. Conozcamos otros Dioses Toltecas junto a sus características, origen e historia:

Dios jaguar

Primero, el dios jaguar también es conocido como Ek Balam , esto para los mayas estaba relacionado con la noche y el sol nocturno, porque cuando una estrella en su traslado en que atraviesa el cielo de estrellas, pasa hacia el subsuelo.

Esta deidad llego ser uno de los más importantes iconos de la sociedad Maya, para los gobernantes, guerreros así como los sacerdotes rindieron homenaje a este gato, no solo por ser el depredador más grande de América, sino también por tener características que lo relacionaban con la naturaleza.

Además, no era solo parte del rito de la creación, sino también que reyes y personas nobles asumían que descendían de él.

Símbolo

Para los dioses olmecas y toltecas, el dios jaguar representaba el símbolo principal de su religión, ya que es el representante emblemático de todos los espíritus de la naturaleza y una de sus expresiones era la raza mítica de los hombres jaguar.

Del mismo modo, su simbolismo estaba estrechamente relacionado con la serpiente acuática, ya que era representativa del agua de la tierra, que es donde se originó la serpiente jaguar, es decir, estos dos hablaron de fertilidad y nacimiento. Ahora el dios jaguar se destacó por ser un hermoso gato con diferentes características como:

  • Buena cabeza.
  • Ojos grandes con color exuberante.
  • Dientes extremadamente pronunciados.
  • Labio superior engrosado.

Mito del hombre-jaguar

Según uno de sus mitos, una mujer tenía relaciones con un jaguar y de esta unión nacieron los jaguares machos; Es por eso que hoy se cree que los olmecas descienden de este gato debido a sus características físicas, ya que generalmente son gatos.

Matlalcueye

Ella era la deidad del agua frescas (ríos y lagos) en el templo de los grandes dioses, según los tlaxcaltecas. También fue conocido como Chalchiutlicue por los nahuas.

El nombre significa la palabra «Dueño de (la) falda verde » (matlaltik [verde] + cuéitl [falda] + e [dueño de]), porque se creía que las aguas de los ríos surgían de su falda. Su nombre principal, Chalchiutlicue, significa «Tu falda (s) jade» (chalchihuitl [jade] + en [que posee pronombres en tercera persona] + cuéitl [falda]). Ella era la segunda esposa de Tláloc y en su honor nombraron una montaña: Malintzin. Montañas de cuya falda fluían los ríos.

Leyenda de Chalchiuhtlicue

En la tradición de Méxica se hablaba de una época en que Xochiquétzal estaba casado con Tlaloc, pero un día Tezcatlipoca la quería, así que se la robó y dejó a su esposo muy triste. Paso un largo tiempo y debido a su dolor, Tlaloc no quería que lloviera y la gente en la tierra murió de hambre y sed debido a la sequía.

Los otros dioses, preocupados por la situación, se encontraron y decidieron después de una larga conversación que lo que necesitaba era una nueva esposa, que era la Chalchiutlicue elegida.

Al casarse, se convirtió en la diosa del agua dulce. En ese momento, surgieron nuevos ríos y lagos, mientras que Tláloc permitió agradablemente que cayera una lluvia benigna sobre la tierra.

Huixtocihuatl

En la leyenda de Méxica, ella es la diosa de la fertilidad que dominaba la sal y el agua del mar. Sahagún la pone como la hermana mayor de Tlaloque, y desafortunadamente había entre ellos, la persiguieron y la desterraron al agua salada, y allí ella inventó la sal, de la manera que ahora se hace con envases y vertiendo la tierra; y por este invento fue honrada y amada por quienes comerciaban con sal.

En sus sacrificios a esta diosa, todas las mujeres, ancianas y niñas, vigilaban para cantar y bailar alrededor de esta víctima, especialmente una mujer que vestía la misma ropa de diosa.

Las mujeres que bailaron alrededor de la víctima se tomaron de la mano con la ayuda de xochimecatl, y los caballeros que participaron en el baile sostuvieron dos flores cempoalxuchitl. de esta diosa.

Cipactli 

En la leyenda tolteca y azteca, Cipactli en náhuatl: cipactli, ‘el lagarto negro’ Cipactli, el lagarto; tlīltic, negro ? Era una animal marino feroz, primitivo y monstruoso, mitad cocodrilo y mitad pez. Siempre tenía que saciar sus ganas de comer y en cada punto que unía sus 18 cuerpos había una boca que la adornaba. Tezcatlipoca sacrificó un pie usándolo como cebo para atraerlo.

Nombre

Este nombre identifica lo que seria el primer día del calendario azteca, Tonalpohualli. Por su nombre no solo comienza Tonalpohualli, que en este aspecto coincide con la mayoría de las civilizaciones mesoamericanas; Si no es un signo de una enseñanza aún más profunda, el orden de hoy tiene mucho que ver, ya que no es un orden aleatorio.

Los días están organizados para que parezcan aumentar en la hermosura artística y virtudes que podemos relacionar con cada uno de los días y las virtudes que los individuos pueden ampliar, por lo que tenemos que Cipactli es la imagen más primaria de la tierra.

El origen, el sujeto puro, el estado inerte de las cosas y es el primer día de dicho calendario serán seguidos por los otros días hasta llegar al último, que es xochitl, el más sublime, esta forma de entender el calendario nos instruye cómo debe ser nuestra formación como personas que comienzan desde lo más arcaico hasta lo sublime.

Creación del mundo

Con esta Deidad fue la única criatura marina que existió entonces, hasta que Quetzalcóatl lo mató para crear la tierra. Con el cuerpo de ella, los dioses crearon la tierra. Por lo tanto, cuando vieron la necesidad de dar forma al mundo, un espacio, una tierra, se decidió que debería dividirse por la mitad: una mitad por encima de la otra y obtener el cielo y la tierra.

El problema es que no había lugar para el hombre, por lo que con dos árboles se erigió un espacio que separaba las dos mitades. Así, entre los nueve cuerpos de arriba, «los nueve que están por encima de nosotros» («chicnauhtopa») y otros nueve de abajo, «la mitología de los nueve mundos de los muertos» («chicnauhmictlan «) que se encuentra en la vida humana.

Otro problema fue la creación de la época en que los cónyuges Oxomoco y Cipactónal eran responsables, por lo que, con el consejo de Quetzalcóatl, crearon el calendario azteca que en honor a la criatura consistía en un año y medio en veinte días (360 días en total), el primero de ellos con su nombre y lo dedicaron.

Tonacacihuatl

Tonacacihuatl es una entidad celestial que, junto con Tonacatecuhtli, son consideradas como las deidades de esta cultura en la fundación natural, sus nombres traducidos a es el mantener la vida, se atribuyen a la creación de la civilización tolteca-azteca.

Tonacacihuatl, el sustento

Siendo la diosa de la creación, Tonacacihuatl fue responsable de la cópula, la concepción, el nacimiento y el parto, razón por la cual en la mitología azteca se la conoce como la vieja madre. Tonacacihuatl se atribuyó al poder de la fertilidad, por lo tanto, los habitantes de la región azteca acudieron a él para apoyarlos en la concepción.

Se dice que Tonacacihuatl también era conocido con el nombre de Xochiquetzal, traducido como la belleza en la flor según la mitología azteca Tonacacihuatl era uno de los dioses más valiosos.

Descendencia

Tonacacihuatl vivió con su esposo Tonacatecuhtli en el cielo más alto, tuvieron 4 descendientes, que fueron:

  • Tezcatlipoca cabalgó, podía sentir los pensamientos de los demás.
  • También conocido como Camaxtli; Tezcatlipoca negra, llamada así porque nació en medio de todos los seres y cosas.
  • Quetzalcoalt, quien era conocido como uno de los mejores dioses en esta mitología, debido a la estrecha relación que tenía con el pueblo azteca.
  • El hijo menor se llamaba Señor del HUESO, aunque también se lo conoce como La Culebra con dos Cabezas, este residente azteca lo llamó Huitzilopochtli.

El legado para la cultura azteca

Los sucesores de Tonacacihuatl y Tonacatecuhtli instruyeron a las personas a realizar trabajos, el hombre labrar la tierra y la mujer hilaría o tejería, dando lugar al comienzo del tiempo y la vida como mundo.

Ixotecuhtli 

Ixotecuhtli «el señor de los ojos» en la mitología mexica es el dios libre o la libertad. Su característica es que es tan rápido como el viento y puede cruzar paredes; Según Sahagún, es un dios popular muy antiguo, tal vez proviene de los toltecas, está representado con alas azules.

Ehécatl

Entre los divinidades toltecas se encuentra Ehécatl, quien era el dios del viento, porque con su inmenso poder podía manejar la acción del viento en toda la tierra, descubriendo cuál era la contribución de este dios en la leyenda de esta cultura.

Ehécatl El dios del viento

Este dios también fue llamado en una de sus manifestaciones Quetzalcōātl, la serpiente emplumada, por lo que también puede llamarse Ehécatl-Quetzalcoatl, también es considerado uno de los creadores más importantes del mundo.

Una de las historias aztecas explica que cuando se creó el quinto sol se dice que está fijado en el cielo, lo mismo le sucede a la luna, pero Ehecatl los sopló y los puso en movimiento, también es responsable de anunciar el comienzo y el final de la lluvia.

Se enamoró de una hermosa joven mortal llamada Mayáhuel y fue por su amor por ella que le dio a la humanidad la capacidad de amar, esta fuerte atracción que ambos se sintieron representados con un hermoso árbol, este árbol está en el mismo lugar al que Ehécatl llegó tierra.

Iconografía

Ehécatl estaba representado físicamente por una figura robusta que llevaba una máscara roja puntiaguda con una enorme calavera y una boca alargada de donde venían sus vientos.

Debido a que era uno de los dioses creadores, las leyendas cuentan que vivió en grandes cuevas con formas circulares para que tuviera menos resistencia al viento, lo que ayudó a su circulación.

Creencia maya tolteca

A lo largo de los siglos, los toltecas estuvieron sujetos a la creencia en Ehécatl por su gran poder y por las cosas que hizo durante la creación de mundos que hizo con la tierra. Para ellos, el tributo era una forma de agradecerle por organizar tanto los movimientos del sol como los vientos que soplaban en la tierra.

Xólotl

En la mitología tolteca y mexica, es el dios de la puesta del sol, de los espíritus, de los gemelos y de la tarde Venus, que ayudó a los muertos en su viaje a Mictlán, señor de la estrella de la tarde (Venus) y el inframundo.

Xólotl es considerado un portador y un fuego del infierno. Es el gemelo de Quetzalcóatl. Protege el sol mientras viaja a través del metro por la noche. También llevó a la humanidad hacia adelante y le dio la luz de la sabiduría.

El nombre de axolotl , no proviene directamente de Dios, aunque la leyenda los relaciona directamente: cuando los dioses deben ser muertos para poner oculto el Quinto Sol diga Xólotl para evitar ser inmolado.

Primero había una planta de maíz de dos puntas o axolotl ; cuando descubrió que volvió a correr y se refugio en un magueyal, donde tomó la forma de un doble tallo o almeja . Una vez más, el verdugo lo encontró y huyó nuevamente al entrar al agua, donde fue transformado en un anfibio llamado axolotl.

Esta es su última metamorfosis, finalmente, el verdugo lo atrapó y lo mató. Xólotl es un dios que odia la muerte, que no la acepta y quiere escapar de ella a través de sus poderes de transformación.

Si deseas saber más sobre esta cultura, te invitamos a ver los siguientes interesantes artículos:

(Visited 1.736 times, 1 visits today)

Deja un comentario